lunes, julio 09, 2007

GOBERNAR/GANAR

La semana pasada se celebró el debate del Estado de la Nación. Aparta de las sesudas interpretaciones de los analistas que, dependiendo de la línea editorial, varían en un amplio espectro. Lo que más me llamó la atención, es que la principal acción de Zapatero y su gobierno, no es gobernar, si no ganar las elecciones. Esto podría parecer redundante, y que una acción lleva a la otra, pero no es necesariamente así.

El gobernar es una misión elevada que requiere que las personas que detentan esta responsabilidad estén a la altura de las circunstancias del momento. Se necesita una preparación moral y política muy importantes. Ganar las elecciones, es una consecuencia del buen gobierno, en la mayor parte de los casos, aunque puede ocurrir que un buen gobierno lleve a tomar medidas “impopulares para los ciudadanos”, y que los susodichos ciudadanos castiguen a ese gobierno. Ganar las elecciones es una labor de menor altura que gobernar, para gobernar hay que ganar las elecciones por supuesto, pero el problema es que parámetros son los claves para ganar los comicios. Si el electorado favorece medidas populistas, de aparente beneficio inmediato, pero de daño mayor a futuro, el problema de ese electorado es muy grave.

El presidente Zapatero, y su maquinaria electoral, tiene perfectamente medido al electorado. Sus mensajes son vacíos, tautológicos (la paz, democracia, igualdad, modernidad,......). Un día dice una cosa, al siguiente otra y aquí no pasa nada. Cambia el enfoque del discurso según entienda va el sentir de la opinión pública. Opinión, que por cierto maneja muy bien con toda su artillería mediática. El problema es que “no pasa nada”, que se le permite este “sin-gobierno”. Los tema claves de este gobierno: el cambio climático, memoria histórica, ley igualdad, bodas de homosexuales,.....etc., no son de urgencia hay otras prioridades. Temas importantes, sin duda y sin valorar su sesgo ideológico, pero menores en cualquier agenda de un gobierno serio. Sin entrar en lo que sería un plan de gobierno serio y riguroso (ver a G. Brown. Merkel y Sarkozy, por ejemplo), vemos por exclusión lo que hace nuestro gobierno, trata de ganar como sea, no de gobernar.

Una de los principales objetivos de nuestro Gobierno es mantener al electorado en estado adecuado y receptivo a su discurso. El electorado es fundamental. Supongo que Chaves, el venezolano (aunque el andaluz, me temo que tampoco), no tendría mucho éxito en Suecia. Las conclusiones sobre esto son inmediatas. El problema de España es muy profundo y no se ve en el gobierno, ni en la oposición, propuestas de calado. Personalmente quisiera oír hablar de listas abiertas, de educación de calidad y exigente, cambio de ley lectoral, sociedad civil fuerte y asentada,......Sentido del deber, para perder unas elecciones por medidas impopulares, pero que sienten los pilares de una sociedad madura, exigente y responsable.

2 Comments:

Blogger el_bibliofilo said...

La andadura tímida y corta de esta demócracia nos lleva a contemplar este tipo de paparruchas Don Blas.¿Qué le duele a España? A españa se le están pudriendo los hígados.

5:38 p. m.  
Blogger D. Blas de Lezo said...

Gracias por su visita. Efectivamente algo huele a podrido y no es en Dinamarca.

Saludos cordiales.

6:55 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home